Un nuevo modelo de calle para el futuro de Barcelona (El Diario)

 

La presentación del nuevo modelo de calle verde para el Eixample en el marco del plan Superilla Barcelona y los primeros proyectos que lo desarrollarán dan respuesta a este reto. Un nuevo modelo de calle basado en tres principios. Lo primero, entender la calle como un espacio para vivir, para estar, para jugar, para descansar, un espacio que priorice el bienestar de las personas. El segundo, una calle naturalizada, construida como una infraestructura ambiental, con muchos más árboles y más diversos, más verde, y por tanto con más sombra y mejor calidad de confort, que incorpora mecanismos para filtrar y retener agua, con innovaciones materiales y constructivas. Y tercero, una calle que reactiva la vida cotidiana de proximidad, fomentando la interacción social y la actividad comercial.

Un nuevo modelo de espacio público que, manteniendo los criterios de calidad y equilibrio en toda la ciudad, tenga la capacidad de dar nuevas respuestas y revertir la situación actual.

Para consultar más información hacer click aquí.